sacrificiodeisaac.teatroengalicia.es  

Julio I. González Montañés

 

 Drop Down Menu

 

Orígenes paleocristianos

 

  El motivo de la venda tiene su origen en el arte paleocristiano, no en el de los primeros años (catacumbas de los siglos III y IV), pero sí en el de los siglos V y VI. El caso más antiguo que conozco es, probablemente, el sarcófago de Leocadio, procedente de la necrópolis paleocristiana de Tarragona, obra de principios del siglo V. Algo posterior debe de ser la patena del Vaticano, y de finales del siglo V o comienzos del VI la placa de terracota del Museo del Bardo de Túnez (ver FOTOS).

 

   El caso del sarcófago de Leocadio (LEUCADIVS) ha sido relacionado por GEISCHER (1967), p. 133, y por SCHLUNCK & HAUSCHILD (1978), p. 134, con las ejecuciones de presos de la época y sus representaciones en el arte imperial romano, interpretación de la que me hice eco en mi tesis doctoral (véase GONZÁLEZ MONTAÑÉS (2002), cap. IX, III).

 La disposición y la escala de las figuras, recuerda a las imágenes de generales romanos castigando bárbaros vencidos, pero en los casos que conozco, el prisionero no tiene los ojos vendados (grupo escultórico de la fachada del mercado de Mileto, hoy en el Pergamon Museum de Berlín, c. 100 d.c., véase FOTO).

 

 

Sarcófago de Leocadio (principios del siglo V)

 

General romano castigando a un bárbaro

(fachada del mercado de Mileto, c. 100 d.c.)

 

 

 

  El de Leocadio es un caso único en los sarcófagos pero tiene paralelos en otros medios en el norte África, zona de la cual probablemente procede (aunque tarraconés, hoy se considera, en general, pieza importada procedente de Túnez, véase la FICHA nº 1 de la B.D.).

 

  Tunecina es también la placa de terracota del Museo Nacional del Bardo, el primer caso en el que Abraham sujeta a Isaac por los extremos de la venda, algo bastante frecuente en ejemplos posteriores. En cuanto a la patena de vidrio pintada al oro de las colecciones vaticanas, se fecha en el siglo V y es de procedencia italiana (Roma).

 

 

Terracota del Museo del Bardo Patena del Vaticano

 

Se permite el uso no lucrativo de los materiales de esta web citando su origen.  © Julio I. González Montañés 2013.